fbpx
La nueva placa de Agfa
abril 30, 2018
Alfabetos que emocionan
abril 30, 2018

¡Lleve su cachito, es para hoy!

Dicen que soñar no cuesta nada, lo que si tiene costo es la impresión de millones de boletos de lotería para cada sorteo

Mayo 2018

El kiosko morisco de Santa María la Ribera es uno de los símbolos urbanos más preciados y admirados en la capital del país. Una joya arquitectónica creada por el ingeniero José Ramón Ibarrola y que fuera el pabellón de México en la Exposición Universal de Nueva Orleans en el año de 1885 y que también nos representara en la Feria de San Luis Missouri en 1904.

Fue también durante los primeros años de vida de la Lotería Nacional testigo mudo de muchísimos sorteos, cuando reunía a centenares de personas para escuchar el famoso grito: ¡Premio mayor, premio mayor! que les cambiaría la vida. Por eso en 2017 para recordarlo a sus casi 248 años de existencia, se mandaron a imprimir con su imagen más de 2 millones de cachitos que circularon por todo el país, ilusionando a sus fieles jugadores.

En la actualidad la Lotería Nacional para la Asistencia Pública (LOTENAL) se encuentra ubicada en uno de los primeros rascacielos del país de estilo art decó denominado El Moro, en la esquina de la calle de Bucareli y el Paseo de la Reforma, en el centro histórico de la Ciudad de México.

Así desde 1771, año de su fundación en la Nueva España, la institución que ha sobrevivido guerras, invasiones, revoluciones y varias crisis monetarias, es una dependencia gubernamental y es la única encargada de realizar los juegos de azar en el país.

Su director actual es Pedro Pablo Treviño Villarreal, quien hace algunos meses anunció que las nuevas medidas de seguridad pasan de 6 a 20, entre las cuales destacan: la implementación de papel seguridad en su impresión tratado para que aparezcan manchas al contacto con líquidos visibles al exponerlo a la luz ultravioleta, efecto cromático al movimiento transversal, incorporación de leyendas de dimensiones reducidas que se aprecian con lupa (actualmente esta medida ya se aplica en billetes de moneda nacional y extranjera), incorporación de dispositivos validadores que emiten sonidos al detectar la molécula electrónica del billete, apreciación del número de billete con luz ultravioleta, y el sistema anti-copia donde aparece la leyenda: COPIA SIN VALOR, entre otros.

Otro de los anuncios y que atiende a la era digital, es que a través de una aplicación de realidad aumentada en los celulares se podrán verificar los números ganadores de cada sorteo, complementando el lanzamiento en 2016 del Cachito Electrónico, con ventas arriba de los 250 millones de pesos.

El costo de impresión del billete, que se encuentra integrado por 20 cachitos, es de $3.25 pesos con todos los elementos de seguridad mencionados.
Con las actuales medidas de seguridad para los cachitos de lotería, se busca evitar falsificaciones y fortalecer la confianza de sus asiduos jugadores.